Logo Ágora

COLUMNISTAS

Victor Muro

LAS FINANZAS CON MANZANAS

@victorlmuro
Visitas: 903
Las Finanzas con Manzanas.



El Costo de la Inseguridad

 “Hay demasiadas personas que saben calcular el costo, pero muy pocas que saben calcular el valor.”

Anónimo.


Hablar de la inseguridad es un tema que en cualquier mesa, lugar o espacio se considera muy actual, y que esté referida a un espacio específico no es muy factible, a menos de que se hable de prácticamente todo el país. Pero… ¿Cuál es el costo de esa inseguridad y que usted paga?

Por supuesto se puede hablar de dinero, del importe de lo que le robaron, de la valuación del activo que fue víctima de la inseguridad, pero hay más costos que sólo el dinero.

Al hablar de costos podemos decir que son pérdidas, y que al haber especificado que las mismas pueden no ser por el momento valuadas en dinero, entonces se deben analizar bajo otro parámetro para realizar una reflexión sobre las mismas.

Cualquier persona que fue víctima de la inseguridad en cualquiera de sus modalidades guarda cierto resentimiento por la afectación de la que fue objeto, y si la situación generó un daño irreparable, es cuando se comprende que la tranquilidad de una persona no se puede comprar, pues no hay dinero suficiente para pagarla, y quizá si lo hubiera sería simplemente imposible.

La constante inseguridad está causando cambios de conducta en la sociedad y sus ciudadanos, dónde algunos pueden pagar esquemas que tratan de inhibir la posibilidad de un acto que los afecte, dónde otros deciden no viajar en vehículos públicos en los que no se trasladen más personas, o bien deciden no salir en horas determinadas o bien no pasar por un lugar específico.

Los actos delictivos están generando una sociedad que toma en sus manos la responsabilidad de defenderse, protegerse y hasta de vigilarse; y comienzan a surgir rejas, bloqueos de accesos a calles y colonias, sistemas cerrados de seguridad, mantas colocadas en avenidas dónde se advierte o amenaza a cualquiera que pretenda cometer algún acto delictivo en esa calle o colonia, es decir, el delincuente está advertido, y si se anima… sabe de antemano lo que le puede esperar.

La inseguridad está cambiando los esquemas de comportamiento de las ciudades y de las personas que en ellas viven, pues no importa cuántos policías, gendarmería o soldados manden llamar, los delitos se siguen cometiendo de una manera que se puede considerar increíble.

¿Cuál es el costo de la inseguridad? Es el cambio de comportamiento de la sociedad, la cual comienza a guardar odios y resentimientos, y toma sus decisiones con esos sentimientos como base, lo que lleva a generar círculos de trabajo y convivencia más cerrados, pero al mismo tiempo ver o vivir experiencias cada vez más increíbles con respecto a lo que antes sólo había escuchado.

El costo lo pagaran los ciudadanos, los políticos y por supuesto el país. ¿Cuánto está dispuesto a pagar? La sociedad está enferma, y desafortunadamente cuando llegan a detener a un culpable, por más que traten de no mostrar su rostro, sí se muestra y es evidente su juventud, ¿dónde están los padres? ¿La familia? ¿Es tan grave la falta de oportunidades para muchas personas que sólo se encuentra ese camino como solución?

Un costo de la inseguridad lo vamos a ver en breve en las próximas votaciones federales, pues muchas personas votarán con resentimiento, con odio, con tristeza, y eso no está bien, pues incluso ya se ha vivido como se desarrollan las votaciones con miedo. ¿Se da cuenta del enorme costo de la inseguridad? Comentarios y sugerencias: vmurosal@prodigy.net.mx o bien en twitter: @victorlmuro


Martes 24 de abril del 2018

1

2

3

4

5

6

7

8

Siguiente

NOTICIAS RECIENTES